OUR BLOG

Lorem Ipsum is simply dummy text

Sierras Tejeda, Almijara y Alhama

Visita el Parque Natural de las Sierras de Tejera, Almijara y Alhama

11May

Situado entre las provincias de Málaga y Granada, haciendo frontera natural entre ambas, el Parque Natural de las Sierras de Tejera, Almijara y Alhama rompe en el horizonte a través de una sucesión de crestas que alcanzan los 1.500 metros y que van descendiendo hasta sumergirse bajo las aguas del Mediterráneo. Un impresionante macizo montañoso desde el que pueden divisarse las vistas más espectaculares de la Axarquía. Por eso, no es extraño que actualmente constituya uno de los mayores atractivos del turismo en Málaga.

Sierras en las que predominan los tonos blancos y grises de las crestas y los barrancos y que tienen que ver con la abundancia de mármol en al zona. Ríos y arroyos descienden con rapidez por las laderas de sus sierras, ofreciendo impresionantes saltos, como Los Árboles Petrificados,  donde el agua ha ido mineralizando viejos troncos desde hace miles de años. El agua lenta e inagotablemente ha ido creando un laberinto de fisuras, cavidades y grietas entre las que destacan el poljés de Zafarraya, una impresionante sucesión de grutas y simas, y la Cueva de Nerja.

La intensa explotación que experimentó la zona a lo largo del siglo XIX hace que en las zonas más bajas solamente encontremos pinares, pero según ascendemos, podemos encontrar vestigios de lo que era la vegetación originaria: quejigos, robles, encinas, durillos y aladiernos y algunos ejemplares singulares como el Pino de las Cinco Ramas o la Mimbrera. Un entorno que sirvde hábitat a mamíferos como la cabra montés y a rapaces como el águila real, el buitre leonado o el búho real.

Pero si el valor del Parque se encuentra en sus impresionantes roquedos y barrancos, no menos interés despiertan sus encantadores pueblos que albergan una gran herencia histórica de esencia árabe y mudéjar, con construcciones de arquitectura popular que destacan por la blancura de sus fachadas, por sus elegantes arcos y por sus magníficas escalinatas y torreones de ladrillo mozárabe, donde los paseos nocturnos huelen a jazmín y a azahar. Pueblos como Alcaucín, Canillas del Aceituno, Cómpeta, Frigiliana, Sedella, Salares, Nerja, Canillas de la Albaida, Alhama de Granada, Arenas del Rey, Otívar y Jayena, que podrás visitar solamente con reservar tus vacaciones en el Hotel Cortijo Bravo.

Por último, cabe destacar que el Parque Natural de las Sierras de Tejera, Almijara y Alhama es un excelente lugar para la práctica del barranquismo, especialmente en Las Chorreras, entre Sedella y Canillas del Aceituno, o para dar un agradable paseo siguiendo el curso del río Chillar. El montañismo también ofrece coronar algunas de las cumbres más altas de la provincia, como La Maroma. Sin olvidar por supuesto su oferta de actividades náuticas, subacuáticas y de vuelo libre.